Características de la cerveza y su medición

Al beber cerveza, hay muchos factores a considerar. Algunos de estos factores dependen de la forma en que fue servida; la espuma, la temperatura. Pero otros dependen de los procesos que llevaron el producto hasta la botella.

En este artículo describiremos aquellos factores que pueden medirse y compararse científicamente, pues son los que permiten una determinación más objetiva y uniforme de las cualidades generales de cualquier cerveza.

El color

Tradicionalmente se han usado los “grados Lovibond” o “°L”, que es una escala de medida del color de una sustancia, por lo general la cerveza, el whisky, o soluciones de azúcar.

La determinación de los grados lovibond se realiza comparando el color de la sustancia con una serie de diapositivas de vidrio de color ámbar a marrón, usualmente por un colorímetro. La escala fue ideada por Joseph Williams Lovibond.

De forma moderna se ha reemplazado esta escala por el Método de Referencia Estándar o SRM.

El método implica el uso de un espectrofotómetro para medir la atenuación de la luz de una longitud de onda particular a medida que pasa a través de una muestra de la cerveza.

La fuerza

La fuerza de la cerveza es el contenido alcohólico medido en volumen expresado como porcentaje, es decir, el número de mililitros de alcohol absoluto en 100 ml de cerveza.

El método más preciso para determinar la fuerza de una cerveza sería tomar una cantidad de cerveza y destilar un espíritu que contiene todo el alcohol que estaba en la cerveza.

El contenido en alcohol del alcohol puede entonces ser medido usando un densímetro y tablas de densidad de mezclas de alcohol y agua. Un simple cálculo daría entonces la fuerza de la cerveza.

Densidad

La densidad de la cerveza (su masa entre su densidad) depende del contenido de azúcar en el mosto, cuanto más azúcar, mayor es la densidad. La cerveza fermentada tendrá un poco de azúcar residual que elevará la densidad, mientras que un mayor contenido de alcohol reducirá la misma.

El método más común para medir la densidad de un líquido es con un hidrómetro. También puede medirse con un picnómetro y una balanza o incluso con equipos electrónicos automáticos.

La amargura o el amargor

Las escalas de amargura intentan calificar la amargura relativa percibida de la cerveza. El amargor de la cerveza es proporcionado por compuestos tales como humulones, o alfa ácidos del lúpulo utilizados durante la elaboración de la cerveza.

La escala de las Unidades Internacionales de Bittering, o simplemente la escala IBU, se usa para cuantificar aproximadamente la amargura de la cerveza. Esta escala no se mide en el amargor percibido de la cerveza, sino más bien la cantidad de ácidos iso-alfa.

Como nota curiosa, las cervezas fortificadas suelen también ser las más amargas, como las Barley Wine, un tipo de Old Ale que se produce en Europa.

Como nota final, recuerde que el mundo de la cerveza es mucho más que medidas y unidades, es un arte ancestral que produce bebidas únicas a partir de los mismos ingredientes básicos.

Disfrute con moderación, y si al volver a casa descubres que ha extraviado sus llaves, llama a un cerrajero profesional y bébete otra cerveza. La vida es una sola.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *